anime
CineCultura

Anime: ¿Por qué nadie quiere que Netflix las adapte a live-action?

Tras el anuncio del live-action del reconocido manga de Eiichirō Oda, “One Piece”, y las primeras imágenes de la serie de “Cowboy Bepop“, el descontento de los fanáticos se hace oír al pedir que paren de realizar adaptaciones americanizadas de sus obras favoritas.

Para realizar una buena adaptación, se requiere un trabajo minucioso con las fuentes primarias, ya sea un libro, un poema, un cómic, o incluso un manga. Durante ese proceso, se planea cómo llevar a cabo la historia teniendo en cuenta no solo  las delimitaciones existentes acordes a lo que es el mundo real y la fantasía, sino también al capital que poseen para hacerlo.

El live-action, término utilizado comúnmente para referirse a las adaptaciones que fueron creadas a partir de series de animación, es algo a lo que grandes empresas como Netflix empezaron a apostar los últimos años. Sin embargo, el mercado estadounidense no tiene una buena reputación en cuanto a sus adaptaciones, y hasta varios fandoms tiemblan, ya sea de furia o miedo, al ver que una de sus series favoritas van a ser mal adaptadas.

Un claro ejemplo fue Death Note (2017), adaptación  realizada producida por Netflix a partir del icónico manga de Tsugumi Ōhba y Takeshi Obata, el cual también cuentan con un animé y varias películas live-action realizadas en Japón.

netflix

Netflix no sólo se encargó de eliminar casi en su totalidad la esencia y trama de la historia, la cual sólo conserva algunos personajes icónicos como Ryuk y la famosa libreta de la muerte, sino que también se encargó de americanizar y hacer un “white-washing” a la mayoría de sus personajes.

Como producto final quedó una película que tan solo llevaba el mismo nombre de la obra, mas no parecía pertenecer al mismo universo de la misma y, además, llevó a que los fanáticos la pusieran en la lista negra de adaptaciones fallidas, la cual la integran Dragón Ball: Evolution (2009) de Warner Bros y Avatar: The Last Airbender (2010) de Paramount Pictures.

netflix

Con las recientes imágenes de la serie live-action de “Cowboy Bepop” y el guión del primer capítulo de “One Piece” la discusión ha vuelto a surgir. ¿Por qué nadie quiere que Netflix adapte animes al live-action? Para sorpresa de muchos, la respuesta está frente a las narices de todos.

El mercado cinematográfico nunca ha tenido como objetivo satisfacer a los fans de dichas series, sino obtener una retribución económica y crear un nuevo producto con el fin de hacerse con el nombre y distribuir su propia agenda. Como consecuencia, quedan casi en el olvido los cientos de personas que trabajaron arduamente para que la obra original salga a la luz y sea reconocida mundialmente.

netflix

Las adaptaciones norteamericanas no se ven como un camino viable para las grandes obras que han marcado la vida de miles de personas. Sin embargo, si lo es consumir las que realizan sus países de origen o allegados a estos, ya que ¿Acaso no es mejor consumir algo pensado para los fans y que realmente reconocen a sus autores a que ver una adaptación sabiendo que no se verá retribuido monetariamente ni artísticamente a estos?

Web | + publicaciones

Estudiante de Periodismo en FCECS- USAL.
Lectora empedernida y amante de la cultura japonesa.

Share: